Cómo hacer líquido para vapear February 10 2020

El e-líquido es algo fundamental para poder dar esas caladas que a los vapeadores tanto les gusta, pero cada vez los precios son más elevados y encontrar un gusto determinado es complicado. En este blog te vamos a ayudar a crear tu propio e-liquid para que experimentes nuevas sensaciones. Pero cómo hacer líquido para vapear, que se necesita, que pasos hemos de seguir?

Actualmente podemos encontrar diferentes aromas y sabores de liquidos, incluso de diferentes marcas, entre los cuales están las esencias frescas, los aromas cítricos, sabores dulces, aromas como el café, etc todo un mundo. 

La composición de los líquidos es PG (propilenglicol), VG (Glicerina Vegetal) y aroma, también puedes encontrar con o sin nicotina, pero eso va a gustos. 

Lo primero que debemos de hacer para crear nuestro propio líquido es obtener los materiales necesarios, una vez los tengamos tenemos que saber que las bases vienen representadas por el tanto por ciento entre PG y VG, esto dependerá de la basa que estemos buscando, nosotros te recomendamos que utilices 20 PG/80 VG.

Una vez tenemos la base lo siguiente es elegir el aroma, aquí puedes experimentar con un sinfín de opciones, ya que dependerá de cada consumidor.

Cuando tengamos ambas cosas, la base y el aroma, lo siguiente es crear el líquido. Para ellos es fundamental seguir los pasos que indica el fabricante de cada aroma. El siguiente paso y el más importante es la maceración, este paso hará que obtengamos un e-liquid con un sabor y un aroma excelente. Para macerar algunos fabricantes recomiendan entre 48 horas y dos semanas, sin embargo, nosotros te recomendamos una semana, importante mover la mezcla al menos una vez cada 12 horas. También os recomendamos que no abráis el frasco hasta que no pase ese tiempo que indique el fabricante o esa semana que hemos dicho.

Para acabar esta guía de cómo hacer líquido para vapear, una vez pasado el tiempo de maceración ya podrás disfrutar de tu primer líquido casero. Recuerda que puedes ir experimentando y probando diferentes mezclas y combinaciones para conseguir como resultado el líquido que queramos.